Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
El Testigo Fiel
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
rápido, gratis y seguro
conservar sesión
  • Por sobre todo, los miembros registrados dan forma y sentido a este sitio, para que no sea solamente un portal de servicios sino una verdadera comunidad de formación, reflexión y amistad en la Fe.
  • Además tienes ventajas concretas en cuanto al funcionamiento:
    • Tienes reserva del nombre, de modo que ningún invitado puede quedarse con tu identidad.
    • En los foros, puedes variar diversas opciones de presentación (color de fondo, cantidad de mensajes por página, etc.), así como recibir mail avisándote cuando respondan a cuestiones de tu interés.
    • También puedes llevar un control sobre los mensajes que leíste y los que no, o marcarlos para releer.
    • Puedes utilizar todas las funciones de la Concordancia Bíblica on-line.
registrarme
«Mira que estoy a la puerta y llamo,
si alguno oye mi voz y me abre la puerta,
entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
La Biblia
Buscar en la Biblia
¿buscas una cita?
(por ej.: Gn 3,14-22)
¿una palabra o expresión?
(por ej.: misericordia)
¿en qué libro buscas?
(si está en la cita, no necesitas elegirlo)
¿en cuál traducción?
¿comparas con otra?
no mostrar nº de vers.
mostrar referencias marginales
referencias vinculadas
Juan 1,6-8.19-28 Biblia de Jerusalén (2ª)
1,
6:
Hubo un hombre, enviado por Dios: se llamaba Juan.
1,
7:
Este vino para un testimonio, para dar testimonio de la luz, para que todos creyeran por él.
1,
8:
No era él la luz, sino quien debía dar testimonio de la luz.
1,
19:
Y este fue el testimonio de Juan, cuando los judíos enviaron donde él desde Jerusalén sacerdotes y levitas a preguntarle: "¿Quién eres tú?"
1,
20:
Él confesó, y no negó; confesó: "Yo no soy el Cristo."
1,
21:
Y le preguntaron: "¿Qué, pues? ¿Eres tú Elías?" Él dijo: "No lo soy." - "¿Eres tú el profeta?" Respondió: "No."
1,
22:
Entonces le dijeron: "¿Quién eres, pues, para que demos respuesta a los que nos han enviado? ¿Qué dices de ti mismo?"
1,
23:
Dijo él: "Yo soy 'voz del que clama en el desierto: Rectificad el camino del Señor,' como dijo el profeta Isaías."
1,
24:
Los enviados eran fariseos.
1,
25:
Y le preguntaron: "¿Por qué, pues, bautizas, si no eres tú el Cristo ni Elías ni el profeta?"
1,
26:
Juan les respondió: "Yo bautizo con agua, pero en medio de vosotros está uno a quien no conocéis,
1,
27:
que viene detrás de mí, a quien yo no soy digno de desatarle la correa de su sandalia."
1,
28:
Esto ocurrió en Betania, al otro lado del Jordán, donde estaba Juan bautizando.
Notas (de Biblia de Jerusalén (2ª)):

=>1:6 Primitivamente, los vv. Jn 1,6-8 debían de preceder inmediatamente a los vv. Jn 1,19ss.

=>1:19 En el evangelio de Juan, este término tiene diferentes significados. Designa a veces a los adeptos del judaísmo, cuyos ritos se explican a los lectores de origen no judío (ver Jn 2,6, Jn 2,13; Jn 18,20, etc. ); se los distingue de los samaritanos y de los gentiles (ver Jn 4,9; Jn 18,35). Pero con más frecuencia la palabra tiene un significado técnico y designa a las autoridades religiosas hostiles a Jesús (Jn 8,37+), sumos sacerdotes y fariseos: comparar Jn 18,3 con Jn 18,12; y Jn 18,24, Jn 18,28 con Jn 18,31. Finalmente, algunas veces designa a los fariseos contemporáneos de la redacción del evangelio, que representaban entonces, a partir del año 70, el judaísmo frente a su rival el cristianismo: comparar Jn 9,22 con Jn 12,42.

=>1:21 (a) Sobre la vuelta esperada de Elías, ver Ml 3,23-24 y Mt 17,10-13.

=>1:21 (b) Apoyados en Dt 18,15 (ver la nota), los judíos esperaban al Mesías como a un nuevo Moisés (el profeta por excelencia, ver Nm 12,7+), que renovaría centuplicados los prodigios del Éxodo. Ver Jn 3,14; Jn 6,14, Jn 6,30-31, Jn 6,58; Jn 7,40, Jn 7,52; Jn 13,1+; Hch 3,22-23; Hch 7,20-44; Hb 3,1-11. Ver también Mt 16,14+.

=>1:28 Significa «lugar de paso», recordando el paso del Jordán al final del Éxodo, Jos 3. Juan bautiza todavía «al otro lado del Jordán», pero este bautismo de penitencia prepara al pueblo de Dios para «pasar» a la Tierra Prometida. - Var. más corrientemente adoptada: Betania, Jn 11,1, Jn 11,18.

© El Testigo Fiel - 2003-2021 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.34