Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
El Testigo Fiel
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
rápido, gratis y seguro
conservar sesión
  • Por sobre todo, los miembros registrados dan forma y sentido a este sitio, para que no sea solamente un portal de servicios sino una verdadera comunidad de formación, reflexión y amistad en la Fe.
  • Además tienes ventajas concretas en cuanto al funcionamiento:
    • Tienes reserva del nombre, de modo que ningún invitado puede quedarse con tu identidad.
    • En los foros, puedes variar diversas opciones de presentación (color de fondo, cantidad de mensajes por página, etc.), así como recibir mail avisándote cuando respondan a cuestiones de tu interés.
    • También puedes llevar un control sobre los mensajes que leíste y los que no, o marcarlos para releer.
    • Puedes utilizar todas las funciones de la Concordancia Bíblica on-line.
registrarme
«Mira que estoy a la puerta y llamo,
si alguno oye mi voz y me abre la puerta,
entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
Noticias:
Buscador simple (o avanzado)
El buscador «simple» permite buscar con rapidez una expresión entre los campos predefinidos de la base de datos. Por ejemplo, en la biblioteca será en título, autor e info, en el santoral en el nombre de santo, en el devocionario, en el título y el texto de la oración, etc. En cada caso, para saber en qué campos busca el buscador simple, basta con desplegar el buscador avanzado, y se mostrarán los campos predefinidos. Pero si quiere hacer una búsqueda simple debe cerrar ese panel que se despliega, porque al abrirlo pasa automáticamente al modo avanzado.

Además de elegir en qué campos buscar, hay una diferencia fundamental entre la búsqueda simple y la avanzada, que puede dar resultados completamente distintos: la búsqueda simple busca la expresión literal que se haya puesto en el cuadro, mientras que la búsqueda avanzada descompone la expresión y busca cada una de las palabras (de más de tres letras) que contenga. Por supuesto, esto retorna muchos más resultados que en la primera forma. Por ejemplo, si se busca en la misma base de datos la expresión "Iglesia católica" con el buscador simple, encontrará muchos menos resultados que si se lo busca en el avanzado, porque este último dirá todos los registros donde está la palabra Iglesia, más todos los registros donde está la palabra católica, juntos o separados.

Una forma de limitar los resultados es agregarle un signo + adelante de la palabra, por ejemplo "Iglesia +católica", eso significa que buscará los registros donde estén las dos palabras, aunque pueden estar en cualquier orden.
La búsqueda admite el uso de comillas normales para buscar palabras y expresiones literales.
La búsqueda no distingue mayúsculas y minúsculas, y no es sensible a los acentos (en el ejemplo: católica y Catolica dará los mismos resultados).

Omella, en el polémico funeral de la Sagrada Familia: “No perdamos el tiempo en discusiones inútiles”

26 de jul de 2020
El cardenal de Barcelona celebra la misa por las víctimas del coronavirus desafiando a la Generalitat, que no contestó a su petición de aumentar el aforo a más de 10 personas. “No es tiempo de enfrentamiento, es tiempo de hacer frente juntos a la crisis económica y social que se nos avecina”, defendió en la homilía.

“No son momentos de perder el tiempo en discusiones inútiles para buscar culpables, para aumentar la división”. Esta fue la reivindicación del cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, a la clase política durante el funeral que presidió a las siete de la tarde en la basílica de la Sagrada Familia de Barcelona.

“Yo pido desde aquí también a quienes tienen poder en este mundo, a las asociaciones, a los políticos y a los gobernantes que aúnen fuerzas”, expresó el presidente de la Conferencia Episcopal en una homilía en la que apuntó a renglón seguido que “no es tiempo de enfrentamiento, es tiempo de tender la mano, de luchar todos por el bien común, especialmente por los que más sufren”.

Tiempo de perdón y futuro

Es más, el purpurado expresó que “son tiempos de tender las manos para acariciar, para perdonar, para acompañar, para caminar juntos y tratar de evitar más sufrimientos, para hacer frente juntos a la crisis económica y social que se nos avecina”. “Son tiempos de perdón y de mirar al futuro aprendiendo de los errores”, apostilló.

No en vano, la eucaristía se celebró envuelto en la polémica, después de que el arzobispado de Barcelona anunciara “acciones legales” contra la Generalitat por vulnerar “la libertad religiosa y de culto”. Una decisión tomada después de la callada por respuesta del Ejecutivo catalán a la petición de aumentar el aforo más allá de las 10 personas estipulado el 17 de julio por la Consejería de Salud tras los rebrotes del coronavirus.

Plante de Torra y Colau

Por este motivo, ningún representante del Gobierno catalán asistió a la misa. Tampoco la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que hizo pública su ausencia dos horas antes, alineándose con Torra. Sí acudieron a la invitación eclesial, familiares de los fallecidos, representantes del ámbito sanitario, de los servicios de emergencias, hosteleros, voluntarios… Consciente de la situación generada, al inicio de su homilía Omella hizo una referencia a las “otras dificultades que hemos tenido para celebrar esta eucaristía”.

“Recordamos a todos, creyentes o no. Nos sentimos hermanos de todos y compartimos el dolor de todos sus familiares y amigos”, apuntó el purpurado en otro momento de la homilía, a la vez que puso en valor que en la ceremonia participaron asistentes de diferentes confesiones.

El sentido del dolor

“¿Por qué este dolor? ¿No podíamos haber evitado los efectos de esta pandemia? ¿Dónde estaba Dios en estos momentos?”, se preguntó el purpurado, que fijó su mirada en los mayores, principales damnificados de la emergencia sanitaria, coincidiendo con la festividad de San Joaquín y Santa Ana, patronos de los abuelos: “No queremos olvidarnos de nosotros. Sois el regalo de una vida entregada para hacer una sociedad más desarrollada”.

“La Iglesia asume como propio el dolor”, insistió el purpurado, que subrayó que “Dios nunca abandona a sus hijos”. Desde ahí, apuntó que la solidaridad de tantos en este tiempo es “signo palpable de la cercanía de Dios”.

“Al principio de la pandemia, había gente que se preguntaba: ¿dónde está la Iglesia? Ahí estabais sanitarios, religiosos, sacerdotes, sanitarios, hosteleros… Los que de una manera o de otra trabajando por los demás”, aplaudió el cardenal, que quiso poner en valor el trabajo de religiosos y sacerdotes, pero, sobre todo, de los laicos: “Vosotros habéis hecho Iglesia en estas situaciones. No hace falta que lleve un cuello romano, una sotana o un hábito. Todos llevamos el hábito del bautismo, los hijos de Dios que compartimos la fe con los demás. La Iglesia sois y somos todos”.

puedes agregar un comentario
nombre:
email (opt):
comentario:
Ip: 3.226.248.180
Copia este código antispam en el casillero:
© El Testigo Fiel - 2003-2020 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.33