Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
estoy registrado  |  ¿registrarme?
rápido, gratis y seguro
El Testigo Fiel
«Mira que estoy a la puerta y llamo, si alguno oye mi voz y me abre la puerta, entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde 2003
Beato Florencio Dumontet de Cardaillac, presbítero y mártir
fecha: 5 de septiembre
n.: 1749 - †: 1794 - país: Francia
canonización: B: Juan Pablo II 1 oct 1995
hagiografía: «Año Cristiano» - AAVV, BAC, 2003
Elogio: En una vieja embarcación anclada en el mar, frente a Rochefort, en Francia, beato Florencio Dumontet de Cardaillac, presbítero y mártir, el cual, condenado durante la Revolución Francesa por ser sacerdote, completó el martirio víctima de enfermedad, y atendiendo con celo y caridad a los enfermos concautivos.

Nació el 8 de febrero de 1749 en Saint-Méard en el seno de una familia distinguida. Luego de estudiar en Magnac-Lavac y en Toulouse, ingresó en el seminario parisino de San Sulpicio donde continuó los estudios hasta su ordenación sacerdotal. Canónigo y vicario general de Chartres, parece que en 1790 había dejado la canonjía pero seguía de vicario general. Fue capellán de Madame la Condesa de Provenza. Tras las reformas antirreligiosas de 1792 se retiró a vivir con su familia y rechazó con toda energía el juramento constitucional. Arrestado a comienzos de 1793, fue llevado a la casa de reclusión de sacerdotes del departamento de Haute-Vienne. Al no haber sido nunca funcionario público no se creía comprendido en la ley de prestar el juramento constitucional y así lo alegó, pidiendo su libertad. El Consejo departamental estudió su petición el 6 de abril de 1793 pero la rechazó. Volvió a la carga dos meses después y se le concedió la libertad pero a condición de que se presentara cada vez que fuera requerido. Sin embargo, en noviembre es nuevamente arrestado y llevado a Limoges, a la prisión de La Regle. Su familia volvió a insistir en pedir su libertad pero fue en vano, y en abril lo enviaron a Rochefort y fue embarcado en Les Deux Associés. Aceptó con plena entrega la voluntad de Dios y siguió siendo la persona piadosa, cortés y amable que había sido siempre. Prestó cuantos servicios pudo como enfermero a sus hermanos de detención, a los que consolaba con mucha unción espiritual. Sucumbió a las penalidades de su detención el 5 de septiembre de 1794. Fue beatificado el 1 de octubre de 1995 por el papa Juan Pablo II.

fuente: «Año Cristiano» - AAVV, BAC, 2003
accedida 1594 veces
ingreso o última modificación relevante: ant 2012
Estas biografías de santo son propiedad de El Testigo Fiel. Incluso cuando figura una fuente, esta ha sido tratada sólo como fuente, es decir que el sitio no copia completa y servilmente nada, sino que siempre se corrige y adapta. Por favor, al citar esta hagiografía, referirla con el nombre del sitio (El Testigo Fiel) y el siguiente enlace: https://www.eltestigofiel.org/index.php?idu=sn_3201
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Yahoo
Enviar por email
puedes agregar un comentario
nombre:
email (opt):
comentario:
Ip: 52.91.176.251
Copia este código antispam en el casillero:
© El Testigo Fiel - 2003-2019 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - 5.4.45