Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
El Testigo Fiel
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
rápido, gratis y seguro
conservar sesión
  • Por sobre todo, los miembros registrados dan forma y sentido a este sitio, para que no sea solamente un portal de servicios sino una verdadera comunidad de formación, reflexión y amistad en la Fe.
  • Además tienes ventajas concretas en cuanto al funcionamiento:
    • Tienes reserva del nombre, de modo que ningún invitado puede quedarse con tu identidad.
    • En los foros, puedes variar diversas opciones de presentación (color de fondo, cantidad de mensajes por página, etc.), así como recibir mail avisándote cuando respondan a cuestiones de tu interés.
    • También puedes llevar un control sobre los mensajes que leíste y los que no, o marcarlos para releer.
    • Puedes utilizar todas las funciones de la Concordancia Bíblica on-line.
registrarme
«Mira que estoy a la puerta y llamo,
si alguno oye mi voz y me abre la puerta,
entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
Beato Cayo Coreano, catequista mártir
fecha de inscripción en el santoral: 15 de noviembre
n.: 1571 - †: 1627 - país: Japón
otras formas del nombre: Cayo de Corea
canonización: B: Pío IX 7 may 1867
hagiografía: «Año Cristiano» - AAVV, BAC, 2003
Elogio: En Nagasaki, del Japón, beato Cayo Coreano, mártir, que, siendo catequista, por confesar a Cristo fue condenado a la hoguera.
Ver más información en: 205 Mártires del Japón, 1617 - 1632

Nació en Corea, y por ello se le llama «Coreano», estuvo desde su juventud altamente preocupado por el sentido de la vida, lo que le llevó a vivir siete años vida solitaria en una cueva, en ascesis y meditación. Luego tuvo una visión en la que un anciano le decía que lo que buscaba lo hallaría al otro lado del mar. Invadida Corea por los japoneses y hecho prisionero es llevado a Meaco. Aquí enferma y luego, cuando se recupera, ingresa en un monasterio budista, donde es muy apreciado por su conducta arreglada, pero donde él no encuentra la paz interior. Entonces, una cristiana lo invita a que asista a una explicación del cristianismo dada por los jesuitas. Esto le impactó hasta el extremo de dejar el monasterio, inscribirse en el catecumenado y progresar hasta el bautismo.

Una vez bautizado se quedó a vivir con los jesuitas, los cuales le encomendaron que diera catequesis, lo que hacía con gran celo y competencia al tiempo que atendía con mucha caridad a los enfermos de lepra. Llegada la persecución de 1614 marcha a Filipinas, pero en 1616 vuelve, pasa a la clandestinidad y reemprende su tarea de catequista. Visitaba a unos cristianos en la cárcel cuando es arrestado en 1626 y conminado a dejar de difundir el Evangelio. Pero él se negó, y siguió en la cárcel hasta que fue condenado a muerte y quemado vivo en Nagasaki, el 15 de noviembre de 1627. Fue beatificado en 1867 por el papa Pío IX.

fuente: «Año Cristiano» - AAVV, BAC, 2003
accedido 2339 veces
ingreso o última modificación relevante: ant 2012
Estas biografías de santo son propiedad de El Testigo Fiel. Incluso cuando figura una fuente, esta ha sido tratada sólo como fuente, es decir que el sitio no copia completa y servilmente nada, sino que siempre se corrige y adapta. Por favor, al citar esta hagiografía, referirla con el nombre del sitio (El Testigo Fiel) y el enlace de la página
puedes agregar un comentario
nombre:
email (opt):
comentario:
Ip: 3.236.65.63
Copia este código antispam en el casillero:
© El Testigo Fiel - 2003-2022 - www.eltestigofiel.org - puede reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.34