Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
El Testigo Fiel
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
rápido, gratis y seguro
conservar sesión
  • Por sobre todo, los miembros registrados dan forma y sentido a este sitio, para que no sea solamente un portal de servicios sino una verdadera comunidad de formación, reflexión y amistad en la Fe.
  • Además tienes ventajas concretas en cuanto al funcionamiento:
    • Tienes reserva del nombre, de modo que ningún invitado puede quedarse con tu identidad.
    • En los foros, puedes variar diversas opciones de presentación (color de fondo, cantidad de mensajes por página, etc.), así como recibir mail avisándote cuando respondan a cuestiones de tu interés.
    • También puedes llevar un control sobre los mensajes que leíste y los que no, o marcarlos para releer.
    • Puedes utilizar todas las funciones de la Concordancia Bíblica on-line.
registrarme
«Mira que estoy a la puerta y llamo,
si alguno oye mi voz y me abre la puerta,
entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
Hegesipo
Nació en Oriente de familia muy posiblemente judía. Convertido al cristianismo, preocupado por la difusión del gnosticismo visitó Roma durante el episcopado de Aniceto (154-165) y siguió allí hasta el de Eleuterio (174-189). Aprovechó asimismo aquella visita para compilar información sobre la enseñanza de las iglesias principales y de manera destacada la de Roma. Sus escritos sólo nos han llegado de manera fragmentaria. (Vidal)
Grupo: p. griegos
Año de referencia: 189
Introducción:

Hegesipo nació en Oriente. Eusebio (Hist. eccl. 4,22,8) refiere que hizo algunos "extractos del Evangelio según los Hebreos y del evangelio siríaco y particularmente de la lengua hebrea, mostrando así que se había convertido del judaísmo; y menciona aún otros detalles como provenientes de una tradición judía no escrita."

Hay razones para creer que fue un judío helenista. Emprendió un viaje que le llevó a Corinto y a Roma. Visitó, pues, Roma durante el pontificado de Aniceto (154-165) y permaneció allí hasta el tiempo del papa Eleuterio (174-189). El motivo de su viaje fue la difusión alarmante de la herejía gnóstica. Su intención era recoger información sobre la verdadera doctrina de algunas de las iglesias más principales y, sobre todo, escuchar la doctrina de Roma. A su regreso al Oriente publicó un relato de su viaje en sus «Memorias». Esta obra, que se ha perdido, comprendía cinco libros. Era una polémica contra el gnosticismo. Eusebio, que ha conservado algunos fragmentos, atestigua el carácter polémico de esta obra.

La mayoría de los fragmentos conservados por Eusebio se refieren a los primeros tiempos de la iglesia de Jerusalén. Tratan, por ejemplo, de la leyenda sobre la muerte de Santiago, el hermano del Señor, de Simeón, segundo obispo de aquella ciudad, y de los parientes de Jesús. La cuestión del catálogo de los papas hecho por Hegesipo es un punto controvertido. (Quasten)

Obras:
© El Testigo Fiel - 2003-2021 - www.eltestigofiel.org - puede reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.34